Exhorta Liliana Luna a reconocer los textiles y bordados de Hueyapan como Patrimonio Cultural Intangible

La Diputada local y quien es presidenta de la Comisión de Cultura en el Congreso de Puebla, Liliana Luna Aguirre, se congratuló por el exhorto que se realizará a través del legislativo al Gobierno de Puebla a emprender las acciones necesarias para declarar Patrimonio Cultural Intangible y reconocer como Bien Constitutivo del Patrimonio Cultural del Estado a los “Textiles y Bordados de Hueyapan”. 

La representante del distrito de Huauchinango, destacó que desde el Congreso se debe abonar al fortalecimiento del sentido de identidad y de continuidad en las comunidades, favoreciendo la creatividad y el bienestar social, y contribuyendo a la gestión de los entornos natural y social, así como la generación de ingresos económicos, pues, añadió, “esto es lo que también hace la Cultura”. 

Luna Aguirre, dijo que desde la Comisión de Cultura del Congreso continuarán trabajando de la mano de la sociedad, “a fin de que sus tradiciones sigan de generación en generación, para que su Cultura sea reconocida y valorada”. 

Asimismo, dijo que Hueyapan ha sido referente a nivel nacional por el tipo de tejidos que bordan sus artesanas, en ellos se muestra que unas de las principales formas de producción de fibras para los textiles fueron posibles gracias al empleo de malacates de barro teniendo como materia prima el ixtle y algodón. 

Por último, la congresista, mencionó que Comentó que es fundamental realizar medidas específicas para salvaguardar la ancestral tradición de los “Bordados y Tejidos de Hueyapan” y conservarla para la posteridad, pues con tristeza se puede observar que, Chales, chalina, cotones, jorongos, peruanas, fajas, cobijas, huipiles, mañanitas, Tomijcoton y los lienzos han sido elaborados en países asiáticos como China, en una producción en serie y a bajo costo; ocasionando un comercio desleal por el volumen y precio, dañando económicamente a nuestras artesanas, pues sus productos son hechos a mano a través de conocimientos y técnicas transmitidas de generación en generación; pero además, si resultara poco, se ataca claramente nuestro patrimonio cultural. 

Por: Jorge Barrientos 

También te podría gustar...

A %d blogueros les gusta esto: